Tomamos la EIA

 

 

Bitácora

14/octubre/2015

¡ En la clase de hoy me sentí muy bien !

Tomamos en la Escuela de Iniciación ArtísticaINBA, Instituto Nacional de Bellas Artes, México) porque los salones del CEDART ( Centro de Desarrollo Artístico, también del INBA ) están siendo arreglados , llegamos mas o menos a las 10 : 40 y la verdad yo no tenía muchas ganas.

Pedimos prestado un salón de la Escuela de Iniciación Artística del INBA , que está a media cuadra del CEDART – Frida Kahlo .

Empecé en la lela y en los primeros dos ejercicios me equivoqué bastante, pero conforme fue avanzando la clase fui poniendo mas y mas atención .

Obviamente no hice las cosas a la perfección porque para eso me hace falta mucho trabajo , pero estuve atenta a las indicaciones e intenté con todas mis fuerzas hacerlo lo mejor posible .

Mi ejercicio favorito fue estirar con la barra.

También me encantó la música que utilizamos hoy porque eran todas de Disney y yo soy super ñoña , entonces me las sabía todas .

Terminé empapada en sudor y muy satisfecha con el trabajo que realicé. Ora sí que soy una ‘ espalda mojada ‘ , qué diría Donald Trump .

 

 

 


 

 

también en samzara :

  1. Elementos de la Danza Clásica
  2. Danza y punto . 10 consejos para bailarinas que parecen ser hechos para cualquier otra cosa
  3. Técnica de la Danza Clásica
Leer Más "Tomamos la EIA"

#Desierto  

 

#matorrales

nosotros

#cactus,

el frío

#silente

grito helado

de la muerte

Leer Más "#Desierto  "

Preámbulo a las instrucciones para dar cuerda a un reloj

Cortazar 2

Piensa en esto: cuando te regalan un reloj te regalan un pequeño infierno florido, una cadena de rosas, un calabozo de aire. No te dan solamente el reloj, que los cumplas muy felices y esperamos que te dure porque es de buena marca, suizo con áncora de rubíes; no te regalan solamente ese menudo picapedrero que te atarás a la muñeca y pasearás contigo. Te regalan -no lo saben, lo terrible es que no lo saben-, te regalan un nuevo pedazo frágil y precario de ti mismo, algo que es tuyo pero no es tu cuerpo, que hay que atar a tu cuerpo con su correa como un bracito desesperado colgándose de tu muñeca. Te regalan la necesidad de darle cuerda todos los días, la obligación de darle cuerda para que siga siendo un reloj; te regalan la obsesión de atender a la hora exacta en las vitrinas de las joyerías, en el anuncio por la radio, en el servicio telefónico. Te regalan el miedo de perderlo, de que te lo roben, de que se te caiga al suelo y se rompa. Te regalan su marca, y la seguridad de que es una marca mejor que las otras, te regalan la tendencia de comparar tu reloj con los demás relojes. No te regalan un reloj, tú eres el regalado, a ti te ofrecen para el cumpleaños del reloj.

Julio Cortázar

Te dejo este texto leído por Cortazar, “Las gotas”.

 

Leer Más "Preámbulo a las instrucciones para dar cuerda a un reloj"