César Delgado

César Delgado es testigo fiel, crítico y oportuno de la danza

cesar-delgado-cenidi

por

Gabriela Jiménez Bernal

No hay muchos que escriban, investiguen o hagan una crítica seria sobre la danza con tanto apasionamiento como lo ha hecho el maestro César Delgado. Ha sido durante muchos años un testigo fiel, profesional y oportuno de importantes momentos de la historia dancística en nuestro país. Ha ejercido tres oficios con la misma intensidad: es escritor, crítico e investigador de danza.

Su nombre es sinónimo de garantía. Todo espectáculo que ha sido apreciado por él, es revisado con seriedad y respeto, postura que lo ha hecho merecedor del respeto no sólo de quienes lo leen, sino de la misma comunidad de bailarines y coreógrafos.

El maestro Delgado tiene estudios de pedagogía. Después se especializó en folclor rumano en la Universidad de Bucarest, Rumania. Su inquietud lo llevó a prepararse más y hacer una maestría en Educación e Investigación Artísticas en el Instituto Nacional de Bellas Artes.

Uno de sus grandes legados han sido sus rigurosas investigaciones. Por ello, desde hace 23 años forma parte de la matrícula de investigadores del Centro Nacional de Investigación, Documentación e Investigación de Danza José Limón, donde también colaboró como Coordinador de Difusión e Información durante el periodo 1988-1991.

Sus arduas horas de indagación han cosechado frutos en el ámbito de la literatura. Ha escrito libros que son herramientas obligadas para comprender el quehacer dancístico. Cabe destacar que sus obras han tenido presencia en España, Alemania, Nicaragua, Venezuela, Italia y Japón.

Los títulos de su autoría son Laberinto de voces que danzan (CNCA/INBA, 1991), Guillermina Bravo. Historia oral (CNCA/INBA, 1994), Raúl Flores Canelo. Arrieros somos (CNCA/INBA, 1996), Yol-Itzma: la danzarina de las leyendas (Fonca-Escenología, junto con Julio C. Villalva Jiménez), Waldeen. La coronela de la danza mexicana (Fonca-Escenología, 2000) y Estación Rosamorada (Fondo Estatal para la Cultura y las Artes de Nayarit, 2000). También fue coordinador del Diccionario de la danza escénica mexicana del siglo XX.

Por lo que respecta a su labor como crítico de danza, es justo decir que su voz es autorizada, objetiva y razonada. Escribe para el periódico Milenio Diario y ha colaborado en las revistas Zona de Danza, Villete, La Pirouette y Álica. También escribe sobre política en el diario Avance, de Tepic.

En su momento, el maestro Delgado dijo que la crítica especializada cumple dos funciones: de análisis y reflexión sobre el trabajo dancístico que se hace en el país, y al mismo tiempo documenta esta actividad.

Pero su apasionamiento por esta disciplina no termina ahí. Es coordinador del Encuentro Latinoamericano de Críticos de Danza y presidente de la Comisión ¿Dónde está Nellie?, la cual se encargó de demandar el esclarecimiento del secuestro y la muerte de la maestra Campobello ante la Comisión de Derechos Humanos y la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal.

Por toda su entrega, el maestro Delgado ha sido altamente reconocido: ha recibido en dos ocasiones el Premio de Periodismo Luis Bruno Ruiz (1992 y 1996), así como en el Festival Internacional de Danza Contemporánea de San Luis Potosí. Por si fuera poco, en 1995 obtuvo la Medalla al Mérito Académico del INBA

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s