12 consejos para viajar a Francia

Un dicho urbano versa:

“Cuando Dios creó a Francia, creó el mejor país del Mundo, y al darse cuenta de lo que había hecho, quiso compensar metiendo en él a los franceses”.

El francés, ese compuesto insufrible de semántica inconforme, aunque para otros simplemente un un espécimen compuesto de personas que no se saben dejar y que exigen sus derechos dondequiera que se encuentren.

Cuando se quiere viajar a Francia, muchas veces pedimos consejos para hacerlo, y la mayoría de las veces buscamos consejos útiles (por reales) y cotidianos para hacer de nuestro viaje algo placentero y memorable y alejado de las asperezas que se encuentran en los sitios de viajes que hay por todos lados. El listado siguiente es una fórmula para viajar a este extraordinario país.

Viajar a Francia, para muchos es viajar a París, aunque, como otros países éste tiene un sinfín de lugares por descubrir.

La Ciudad luz, tiene sus encantos, aunque quizá si te encuentras con un panadero en la boulangerie, como si a un taxista le pides un paseo, o si quieres pagar con puras monedas al del puesto de periódicos, te encuentres con una grata sorpresa.

Para evitar estas situaciones risibles, o herir cualquier susceptibilidad a la hora del viaje, aquí tienes estos 12 consejos para cuando visites Francia.

  1. Pocos pueden saber mucho 

Pregunta  a todos donde quedan los monumentos, aunque eso no quiere decir que todos son cultos y saben dónde queda todo, sino que es su ciudad y son muy amables en general. Podrías probar incluso desde el aeropuerto, si son turistas dentro o fuera del espacio Schengen, como tú o viven en las afueras, y tal vez hasta te inviten a irte en su carro y no pagues el taxi de 60 euros, o el transporte Express que puede costarte como quince euros, o intentar con una app de covoiturage, donde alguien te lleva en su auto, y desempolvar tu francés.

2. Haz un itinerario de visita

Después la obligada visita a la Torre Eiffel, y subir esos cientos de escalones, para aprovechar el tiempo en lo que se hace ejercicio en la ciudad más hermosa de mundo, y puedes buscar otras cosas más qué hacer con audífonos, con aplicaciones de viaje o de vista a la ciudad. Puedes tomarte la selfie de rigor y otras cosas, pero si subas por el ascensor es más caro. Sube por las escaleras: ¡más barato! (nota: cuidado con los picpocket, de esos hay en cualquier ciudad, !pero cuidado!)

  1. Pide vino


Igual como cuando vayas a Holanda, o Alemania y pides cerveza; y si la curioisidad te gana y eres amante de un buen vino (pide vino, el vino es excelente), hay para los tiempos cálidos, o fríos, de diferentes cepas y vendange, así como regiones, o de pueblos cerca de los río, viñas, regiones.

Y la comparación de a una cerveza puede salir hasta en 10 euros, el vino puede ser muy barato, y no por ello malo. Todavía hay vinos más baratos, como los de tretrapack o de bolsa, ye los todavía son más baratos, e insisto, no son precisamente malos, dependiendo de el estándar de la degustación. El agua de París es perfectamente bebible del grifo.

Si te gusta el café, y quieres comparar el de Roma, puedes pedir un expresso. En muchos lugares incluso, el café es sólo el expresso. Si deseas tomar algo para una plática tendida y pasar el rato, se puede pedir un simple café. Muchas personas piden por el café au lait [o lé se pronuncia] o ese tipo de cosas o un late. Aunque en cualquier momento puedes pedir a los meseros, o meseras para pedir leche o crema. Y un sirop de menta o de cualquier sabor para los más jóvenes, o para aquellos que quieren refrescarse.
Muchos lugares en Francia como en Italia, el café ristretto; lo demás son variaciones del tema del café express, como sería un cafe allongé, un café alargado, es decir, con más agua, el café americano es una designación de los estadounidenses o mexicanos, para el café de cafetera de filtro de papel, o plástico, y el Nescafe es café soluble, o café liofilizado.

  1. Procura comer a la hora que comen los franceses

Si programas las comidas entre 12 y 14 hrs., o haces una cita (rende-vous, RDV), para que puedas comer en el resto que quieras a la hora de más gente, que es cuando es servicio de la mañana (comida) y a eso de las seis de la tarde (la hora de la cena, dîner). Puedes reservar como lo hacen generalmente, muchos lo hacen para ahorrar tiempo. Algunos simplemente y tienen peor suerte y casi poco tiempo, y simplemente comen lo que se encuentran puede comer cuando se quiera en algún puesto. En Francia los resto, bistro, bouchon, sandwicherie, maison, abre cuando los franceses comen, sin embargo, siempre hay invariablemente lugares para comprar algo de comer, una boulangerie (panadería), para comer un pan, un baguette, los lugares de kebab, o pizzaerías, taquerías, o supermercados; y no, no sale más caro que la comida entera en un resto. Puedes comprar una baguette y no inquietarse en morderla ya que es considerado hasta de buen modal.

  1. Camina

El metro, es una peculiaridad de esta Ciudad Luz, y un lugar de empoderamiento, tal vez invita a subirse; y si no hay necesidad en gastar en tus boletos individuales por hora día, mes, semana, año; y no hay la gran necesidad, puedes ir caminando o en bici (velo v) Aunque no hay que afligirse porque no nos subimos medio de transporte e irse de ahí si no es necesario, así puedes comprara el de NY, DF, Amsterdam, Alemania u tu país. Además así puedes visitar mil lugares en menos de una hora.

  1. A veces un visita guiada es mejor

Si en cambio se quiere visitar rápido las maravillas de Francia. lo que más conviene por precio y tiempo, es subirse al autobús de dos pisos que circula como autobús de turistas  de techo descubierto.

  1. Aprende palabras básicas en el idioma

Aprender algo de francés es recomendable, por ejemplo, ‘pardon’. Con varios significados, te puede sacar de varios apuros: a) se puede decir pardon, por si se quiere pedir permiso para pasar o para salir, b) se puede decir pardon, para decir lo siento, no escucho, o c) cuando se pregunta algo, se dice pardon…: , d) se puede decir pardon, para decir lo siento, no sé, no entiendo; y así con otros términos en francés, como excuse moi (discúlpeme), por decir un par. Puedes además aprender a sumar en francés, ya los números son algo diferentes, por ejemplo 70 se dice soixante-dix, literalmente, sesenta-y-diez; 80 se dice, quatre-vingt, literal ‘cuatro-veinte’, o cuatro veces veinte; asimismo se puede decir por ejemplo, quatre-vingt-dix-neuf, ‘ochenta y diecinueve’, para decir noventa, y mil-ocho-mil (ese último es broma).

  1. Ten claro tu motivo de estadia

Ten en regla tus papeles. Consigue una VISA indicada para lo que quieres realizar, y sigue las normas de conducta sino quieres que te multen por una cantidad considerable. (sólo policías van de uniforme!) Muchos se enamoran de la ciudad y quieren empezar a trabajar, o se enamoran y quieren quedarse a vivir su vida, y para ello tal vez tendrás que regresar a tu país y hacer el trámite de vida indicado. Cerciórate cada vez que tienes un permiso, y una identificación para la situación precisa en la que estás, si quieres estudiar hay muchas formas de hacerlo, y en el sitio campusfrance de tu país o ciudad, seguramente es más fácil, inscríbete, también puedes utilizar redes sociales de viajeros, de búsqueda de trabajos como au pair, babysitter, que es cuidar niños mientras descubres la cultura y el idioma. También puedes intentar buscar becas escolares para venir a estudiar el idioma o  una carrera o posgrado.

  1. Utiliza las normas de comportamiento

Como en cualquier país, es muy bueno llegar con un poco de conocimiento sobre la cultura, cuando se habla con alguien en Francia, por ejemplo que no se conoce muy bien, es más educado agregar la palabra “monsieur” / “madame” / “mademoiselle” (usada esta por mujeres jóvenes, es como señorita) y usar la fórmula más formal vous: ”vous êtes de Paris ?, para así no parecer un troglodita, además de la palabra mágica s’îl vous plait.

  1. Conoce el saludo

Es también usual el saludo de manos en Francia —y entre colegas y cercanos el beso en la mejilla 1, 2, 3, o hasta 4 veces, dependiendo de la región de donde vengan— (niños / jóvenes / buenos amigos / familia, compañeros de trabajo  independientemente de su sexo o su género, aunque quizá para algunas religiones cambie un poco, no se sabe mucho al respecto). Aunque no muchos lo realizan. “Au revoir” es muy utilizado como una forma para despedirse. “Salut” es más informal; y puede significar tanto “hola” como “hasta luego”.

  1. Distingue tarifas

Cada local, sea Café / Resto / Comptoir, tiene sus tarifas de consumo tarif de consommations, donde se pueden leer los precios. Si se te tienen ganas de echarse un trago, en el bar o en el comptoir no es muy caro. Ojo, afuera en la terraza, à la terrase es más caro. Lo más barato es ir a un supermercado y comprar un six de cerveza o una buena botella de vino, con lo que se gasta en una cerveza en un restaurant, se puede comprar hasta dos six de buena cerveza de la que más nos guste, y/o una decente botella de vino.

  1. Al pagar

En la mañana los franceses toman regularmente té, o café en su defecto, y en como al medio día puedes ordenar una omelette (así, en femenino) o una baguette (un sandwich). Para preguntar por la cuenta uno pide: l’addition s’îl vous plait. Y entonces traerán una charola con la cuenta en ella donde uno puede dejar el dinero y traerán el cambio ahí. (la monnaie). Normalmente la persona de servicio recibe, un pourboire (a tip, una propina). (‘para beber’ literalmente, [pour] : para, [boire] : beber, así como [pro-] : es un sufijo que significa adelante como pro-blema (obstáculo adelante); y [-pina, que viene de la raíz pineos-pineas, pinare, literalmnete ‘dar de beber’, ‘darle pa’l chesco’, pa que se tome algo, sobre todo en Francia donde se toma mucho y muy buen vino.)

Watch out: Muchas veces la propina simplemente se deja en la mesa, no se incluye en la cuenta como en muchos países. Les recomiendo que miren en el menú si el servicio dice service compris o service non compris. Aunque en la mayoría de los casos ya está incluida en la cuenta, no evitará algunos dejar algo.

Ojalá algunos de estos consejos sirvan para ese viaje a Francia que talvez más de uno no quisiera tener al menos una vez en la vida, ya sea París, Marseille, Cannes, Toulousse, Lyon, algunas de sus Islas y regiones o domionios de otros mares, o cualquier otra ciudad de este hermoso país, será esa experiencia idílica y digna de recordar. Y espero que haya muchos lugares aún por descubrir es ya que este es sólo un país de este hermoso mundo.

Si desean más consejos para viajar, puedes dar click aquí. Y si te intriga conocer acerca de viajes o consejos  para visitar países con una lengua extraña o un alfabeto incomprensible te van a interesar estos consejos que no podrás evitar.

Salut ! Á bientôt !

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s